Dieta Equilibrada

Para los reclusos, el almuerzo y la cena son momentos especiales del día. Una alimentación variada y equilibrada ayuda a mantener su bienestar físico y psicológico.

Alimentación equilibrada y salud

Nuestros equipos consideran que la hora de la comida debe ser un momento placentero, que asegure una alimentación sana adecuada a la vida en prisión. Ello implica adaptar los menús a las diferentes costumbres, prácticas religiosas y nacionalidades de los reclusos.

La preparación de las comidas se hace bajo la supervisión de profesionales cuidadosamente seleccionados. En algunos establecimientos, como en Chile, se entrena a algunos reclusos para manipular los alimentos y observar las normas de higiene y prevención de riesgos en cada etapa de preparación de las comidas. Su participación mejora la manera en que sus compañeros perciben las comidas.